Hoy es

El Reloj Municipal de ALMORADI


Por todos es sabido que el actual reloj que hoy vemos en la torre de la Iglesia es el que anteriormente se encontraba en el antiguo Ayuntamiento.  
Sin embargo, antes de los terremotos ya existía uno en la Iglesia, citado por Montesinos en su “Crónica de la Universidad de Almoradí”, que textualmente decía: “…La torre, construida en 1722, es de las más elevadas del Obispado; hay en ella Reloj público para el gobierno de la Universidad y su dilatada huerta.”

Existe un informe que trata de la reparación del reloj, fechado nada menos que en noviembre de 1784, y que demuestra así su existencia.
De él podemos hacernos una idea de lo importante que llegaba a ser en aquella época algo que ahora vemos tan simple, pero que para nuestros antepasados resultaba ser un gran perjuicio que no funcionase correctamente, y por lo tanto, solicitaban “su urgente reparación, que según peritos especialistas, costaría 129 libras. Los perjuicios para este vecindario por no tener corriente el reloj son innumerables: para los pobres enfermos al no tener toque de horas para sus medicinas, también para el gobierno de las aguas de su abundante huerta por tandas y horas, al no poder regarlas sus dueños a la hora señalada, habiendo por ello muchas quejas.”

Con la reconstrucción del pueblo volvió a instalarse un nuevo reloj en 1844, aunque esta vez en la torre del Ayuntamiento, que fue sustituido en 1904 por uno comprado a la empresa del maestro relojero de Cuenca, Lorenzo Redondo Bonilla. Su maquinaria (que actualmente está inexplicablemente inutilizada, ya que se sustituyó por un sistema electrónico) es de mediados del pasado siglo y fue comprada a la empresa Manufacturas Blasco de Roquetas.
Su mantenimiento fue llevado a cabo por Patricio Zammit Botella hasta 1932, pasando después a ocuparse de esta labor José Mª Follana, propietario del estanco y la peluquería que actualmente ocupa Caja Murcia.
En 1979 se sometió a una completa restauración y finalmente fue trasladado a la Iglesia cuando fue derribado el antiguo Ayuntamiento.









 



Imprimir artículo

1 comentario :

  1. Anónimo12:43 a. m.

    Antonio Jose Minguez Garcia Mi padre Trinitario Minguez Garcia tambien estuvo una temporada encargado del mantenimiento, recuerdo subir con el de la mano cuando yo tendria 5 o 6 años mas o menos, osea por el 1966.

    ResponderEliminar

Si te pareció interesante, no olvides comentarlo y compartirlo en tus Redes Sociales. Gracias.