Hoy es

La Alcachofa de la Vega Baja, un proyecto común.


Fue en las primeras décadas del pasado siglo cuando la alcachofa comenzó a formar parte de la producción agrícola de la vega baja que, fundamentalmente, abastecía a la creciente industria conservera existente.
Pero no fue hasta finales de los 50, tras la desaparición del cáñamo, cuando pasó a convertirse en uno de los principales productos agrícolas de nuestra vega.

Almoradí pasó a ser el municipio con la mayor superficie cultivada y el mayor -por no decir el único- centro alcachofero de España, tomando también la iniciativa de promocionar esta hortaliza a nivel nacional, organizando para ello -a finales de los años sesenta- dos ediciones de las llamadas “Semanas de la Alcachofa”. Un evento que apostó por una importante campaña publicitaria que atrajo a miles de turistas, en el que se llevaron a cabo demostraciones de maquinaria agrícola, conferencias, concursos y degustaciones.
Pero no fue un proyecto local, ya que en su comité organizador se contó con diferentes poblaciones de la vega que estuvieron presentes en las dos ediciones, y participaron la mayoría de empresas del sector, dado que el principal objetivo fue el de generar más consumo y abrir nuevos mercados. De hecho, aunque Ayuntamientos como el de Daya Nueva apostaron por mantener la feria en Almoradí, por ser centro geográfico y el mayor productor, la decisión del comité fue el de hacerla rotativa, algo que finalmente no tuvo continuidad.


Por entonces la plantación de alcachofas en la vega rondaba las 10.000 Hectáreas y se alcanzaba una producción de 120 millones de kilos. Almoradí, como ya he dicho, principal productor y ÚNICO mercado de compra-venta, tenía entonces una capacidad comercializadora de 22.000 Toneladas y un total de 16 empresas que daban trabajo a unas 120 personas. Por poner otro ejemplo, el mismo estudio, del Consejo Económico Sindical de la Vega Baja, otorgaba a Dolores una capacidad de 11.000 toneladas y 12 empresas que empleaban a 60 0breros.

Lamentablemente, la ampliación de la superficie plantada de éste producto, y especialmente la llegada del trasvase Tajo-Segura cambió radicalmente el paisaje agrario de los secanos litorales, y  propició que la única solución para dar salida a los cada vez mayores excedentes, fuera la de vender a precios ruinosos, algo que acabó con el interés por ésta hortaliza.

A comienzos del nuevo siglo, crece el interés por la producción y promoción de la Alcachofa como producto agroalimentario de calidad y como sello de identidad de la vega baja. Y de nuevo es Almoradí quien impulsa la creación de un grupo de trabajo que terminaría por crear y registrar, en marzo de 2011,  la Asociación Alcachofa de la Vega Baja, actualmente formada por diferentes empresas y por los municipios de Almoradí, Benejúzar, Callosa, Catral, Cox, Dolores, Orihuela, Rafal, Rojales y San Fulgencio. Un proyecto que, de nuevo, buscaba un interés común para TODA la comarca.


Paralelamente a esta iniciativa,  Almoradí fue pionero en la apuesta por la promoción de eventos festivos y gastronómicos relacionados con la alcachofa, y en 2012 organizó su primer Congreso Nacional, al que seguirían los llamados “Monográficos y Túneles” de la Alcachofa -una iniciativa de la asociación de restaurantes- y los  “Tapea con Alcachofa” de la asociación de Hosteleros de Almoradí.

Actualmente el proyecto común de la alcachofa de la vega baja -la mejor del mundo-, es una realidad: Orihuela (con una superficie plantada de 432 Hectáreas en 2016) prepara para el próximo año la celebración del que será el  X Simposio Internacional sobre alcachofa, mientras que Dolores -con una producción en 2016 de 124 ha-  puso en marcha, el pasado año, una fiesta “Fin de Campaña” y Almoradí -con un total de 203 Ha en 2016- trabaja ya en la que será su quinta edición del Congreso Nacional y ha puesto en marcha la construcción de un Centro de Interpretación sobre “La Alcachofa y Paisaje de la Vega Baja”.  

FUENTES: Revista del Consejo Económico Sindical de la Vega Baja, Informe sector agrario valenciano, Alcachofa Vega Baja, “Apuntes Históricos” de Luís Martínez Rufete, Hemeroteca Diario La Verdad e Información y Archivo del propio autor.
Imprimir artículo

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Si te pareció interesante, no olvides comentarlo y compartirlo en tus Redes Sociales. Gracias.