Hoy es

Nuestra Iglesia en la Guerra


El 6 de agosto de 1936 fueron incendiadas las imágenes de la Iglesia Parroquial y de las tres Emitas. Aunque se citan a “las turbas Rojas” (en el informe hecho por el Ayuntamiento en la posguerra) se acusó finalmente sólo a siete personas, siendo todas ellas encarceladas en la posguerra.



(En el documento original aparecen los siete detenidos, pero he decidido no incluirlos) 

…Todo lo que había de sagrado: ornamentos, casullas, libros, lo sacaron y lo quemaron. Hicieron una “garbera” más alta que yo que sé; había una Virgen hecha con madera de ciprés que era de la escuela de Salzillo, La Purísima, que era una preciosidad. Todo lo quemaron y destrozaron. Francisco Ribera


…¡Quemaron todos los Santos! A la Soledad, como llevaba el manto de tela, le prendieron fuego y ardió enseguida, pero no la imagen, pues como era de madera buena les costó… El Señor de la Cama lo rompieron a martillazos y estuvo ardiendo durante toda la noche ¡Parecía el pueblo el infierno! Encendieron unos palos que hacían de antorchas e iban por el Paseo gritando: -Que mueran los fascistas. Las llamas casi subían más arriba de las casas. Amaneció un Paseo de palos quemados. ¡Nunca lo podré olvidar!
Josefa Andréu


…Estábamos durmiendo cuando una noche oímos un ruido muy grande, creíamos que había sido un terremoto. Al día siguiente nos enteramos de que habían tirado las campanas. Al Señor de la Cama lo trajeron una noche a la puerta del Café de Alejo, que estaba junto a mi casa, y gritaban: “Señor, si tienes…baja a tomar café”. Y nosotros “acostaicos”, “asustaicos”, con la luz apagada…
Rosario Gómez

Testimonios aparecidos en “Almoradí en la memoria” de Antonio González Lucas


Imprimir artículo

5 comentarios :

  1. Nunca avalaré la destrucción de una cultura, una historia o cualquier hito de nuestros antecesores; pero tambien quiero que se reflexione sobre estas manifestaciones libres y espontaneas, puesto que bien podría hablar el bando contrario de barbaries superiores a seres humanos, y no a estatuas de madera como relatan; sin menospreciar ni en un ápice la simbologia que representan.

    ResponderEliminar
  2. Estoy totalmente de acuerdo. Cómo ya he comentado en alguna otra entrada, intento no politizar el blog y contar la historia desde las dos partes, pero lógicamente, la documentación de que dispongo siempre es de un lado( sobre todo archivos y prensa). Lo cierto es que he pedido a gente de Izquierda Unida y PSOE en dos ocasiones que me pongan en contacto con personas que puedan darme su versión, pero de momento no tengo respuesta.

    ResponderEliminar
  3. Anónimo10:31 a. m.

    Las revoluciones de izquierdas han sido algunas más sangrientas que otras pero ruinosas todas.
    Benedicto XVI

    ResponderEliminar
  4. Anónimo6:30 a. m.

    Logico que no quieran dar su version muchos ya estaran muertos. Del pasado se aprende y esto fue un hecho asqueroso . las imagenes no molestaban a nadie, poco democratico esa actitud de quemar santos e iglesias. Miedo me dan si llegan al poder, espero que no se repita la misma historia

    ResponderEliminar
  5. Anónimo8:20 a. m.

    Por desgracia mis abuelos, Soledad Amorós Girona y José Montesinos Peiró, ya no pueden dar su versión.

    ResponderEliminar

Si te pareció interesante, no olvides comentarlo y compartirlo en tus Redes Sociales. Gracias.